¿Qué hacemos con las grasas? – NaturaVital

¿Qué hacemos con las grasas?

¿Qué hacemos con las grasas?

Consumidas en exceso, algunas grasas pueden causar enfermedades cardiovasculares. Otros, por el contrario, son beneficiosos para el funcionamiento del cuerpo. Una dieta equilibrada favorece el uso de ciertas grasas y métodos de cocción adaptados.

¿POR QUÉ CONSUMIR GRASAS CON MODERACIÓN?

Es mejor limitar el consumo de grasas (aceite, mantequilla y margarina) y favorecer algunas, dependiendo de su composición.

Algunos contienen los llamados ácidos grasos «saturados» y «trans».  Estos elementos aumentan, a largo plazo, el riesgo de aumento de peso, hipercolesterolemia y enfermedades cardiovasculares.  

Evite los productos que contengan:

  • grasas de origen animal (embutidos);
  • aceite de palma;
  • bollería y repostería;
  • frituras o apanados;
  • platos preparados.

Use solo mantequilla cruda y en cantidades limitadas (en una tostada o en un poco en sus verduras, por ejemplo).

Productos grasos y salados

Otras grasas están compuestas de elementos beneficiosos como vitaminas o ácidos grasos «insaturados» (por ejemplo, omega-3, omega-6). Estos ácidos son esenciales para la circulación sanguínea y el funcionamiento del corazón.

Por lo tanto, es recomendable consumir alimentos que contengan:

  • aceites vegetales de colza y frutos secos para ensaladas y aceite de oliva para cocinar, sin aumentar las cantidades habituales de grasa añadida (alternar para disfrutar de los beneficios de cada uno);
  • pescados grasos (caballa, salmón, sardinas, etc.);
  • frutas oleaginosas (aguacate, nueces, avellana).

Se deben evitar los aceites «parcialmente hidrogenados»

Trate de reducir su consumo de alimentos industriales que contengan los llamados aceites o grasas «parcialmente hidrogenadas» (mención en el envase). Estos ingredientes contienen ácidos grasos trans que tienen un doble efecto:

  • aumentan el nivel de colesterol LDL («colesterol malo») que, al acumularse en las arterias, conduce a un mayor riesgo de enfermedades cardiovasculares;
  • disminuyen el nivel de colesterol HDL («colesterol bueno») que, por el contrario, ayuda a prevenir la acumulación de grasa en las paredes de los vasos sanguíneos.

REDUCIR LA GRASA A DIARIO EN LA COCINA

Prefiera métodos de cocción que no requieran grasa (vapor, wok, sartén antiadherente, papillote, olla a presión, etc.)

También evite sobrecargar los alimentos con salsa, crema, mantequilla o mayonesa: ¡disfrutará más de su verdadero sabor!

Tenga cuidado con los platos preparados o fritos: muchos platos ya usan grasa; por ejemplo, para preparar una gran porción de papas fritas, se usa el equivalente a dos cucharadas de aceite.

Los productos bajos en grasa todavía contienen

El término «ligero» significa que un alimento contiene al menos un 30% menos de grasa que un producto estándar. Por lo tanto, los alimentos magros contienen grasa y deben consumirse con moderación, como cualquier otro producto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>